Demi Lovato va a necesitar algo más que su enésimo volantazo de sonido para marcarse el comeback estelar que esperaba. La artista publicaba el mes pasado ‘Skin Of My Teeth’, el primer adelanto de su nuevo álbum, ‘Holy Fvck’, y el resultado del tema ha sido… un auténtico desastre. Las cosas como son.

Demi Lovato ha venido de tener una carrera irregular, es cierto que nunca ha figurado en la lista de artistas que ser marcaban contundentes smashes globales -a excepción de un par de temas-, pero lo de ‘Skin Of My Teeth’ ha sido tremendamente decepcionante: la canción apenas supera la barrera de los 8 millones en Spotify, siendo ahora mismo la #6 más popular de su catálogo -apenas una posición por encima del remix de ‘Échame La Culpa’, junto a Luis Fonsi-, no ha pisado el Hot100 americano, ni la lista británica, donde se conformó con ser, ojo al dato, #56 en descargas digitales. El dato de venta digital no fue mejor en Estados Unidos, apenas un #46, que lastrado por la falta de streams y radio, la condenó a quedarse fuera de Billboard. ‘Skin Of My Teeth’ tampoco ha funcionado a nivel europeo o latinoamericano, la salvaguarda de algunos países que no funcionan en las dos listas principales del mercado.

Con estos datos y su nuevo single, ‘Substance‘, preparado el fila para tratar de lidiar con la situación desde la semana que viene, Demi Lovato tiene un problema extra: el tour de ‘Holy Fvck’, que arranca el 22 de agosto, tampoco está cumpliendo expectativas.

Según publica TouringData, las ventas de la gira de Lovato están siendo bastante pobres, considerando -recordemos- que el principal ticketing de un tour suele darse en los primeros momentos de la venta. En estos momentos, más de 48.000 entradas permanecen sin comprador, el 61,21% de las puestas a la venta. Demi, que sale de gira por lugares con una capacidad media de 3.500 personas, aún tiene 2.700 por vender en Detroit, 2.500 en Wallingford, o más de 3.000 en Houston, Portland y Washington. ¿El salvavidas del tour? Por ahora Nueva York, donde apenas quedan 85 entradas a la venta.

Las cosas pintan difíciles para Demi Lovato y su nuevo álbum, salvo que ‘Substance‘ consiga levantar los ánimos: su último álbum, ‘Dancing With The Devil… The Art Of Starting Over‘ arrancó en el #2 con 74k vendidas, pero desaparecía del top200 en apenas 8 semanas, una octava parte de lo que había conseguido su predecesor, ‘Tell Me You Love Me’. Veremos qué pasa en 2022.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Contact Us

Magazine Html