Bienvenidos a ‘¡Elígeme!’, la sección de la web en la que homenajeamos a aquellos álbum tracks que tenían suficiente valía para ser singles, pero fueron sustituidos por otros lanzamientos, en ocasiones mejores, en otras ocasiones más discutibles.

Hoy echamos la vista atrás hasta 2013, cuando Katy Perry sometía su álbum del momento a la democracia de un público que no supo ver las posibilidades de ‘Walking On Air’.  

Veamos por qué se quedó en el archivo:

La canción

Se abusa generalmente del término «adelantada a su tiempo», pero desde luego, es el concepto apropiado para hablar de ‘Walking On Air’. La canción que venía producida por Klas Åhlund y Max Martin, se adelantaba a las tendencias house-pop que hoy día tenemos hasta en la sopa en casi una década. Y claro, por entonces no terminó de entenderse como debía.

‘Walking On Air’ era reminiscente del dance de los 90, nos posicionaba en medio de un club nostálgico con unos vaqueros desgastados sacados del cajón de Punky Brewster y teniendo a MC Hammer o 2 Unlimited como absolutos referente del sábado noche. Aunque sólo nos sonaran de nombre. Nos llevaba a querer llevar la gorra hacia atrás, bailar dando saltos de canguro extraños y sentir que lo dábamos todo sobre un tablero de Twister.

Hubo críticas que por entonces la tildaron como un «olvidable dance noventero». Ay, amigas… si supierais la que estaba por llegar.

¿Por qué no se lanzaría?

Pues porque, como os contábamos al inicio del post, Katy Perry decidió llevar ‘Prism’ a escrutinio cuando fue a publicarlo. A través de una campaña de Pepsi y Twitter, la cantante preguntó a la gente si querían que ‘Dark Horse’ o ‘Walking On Air’ fueran el primer single promocional del álbum. El lead seguía siendo ‘Roar‘, pero en aquel momento se estilaba mucho publicar temas promocionales que luego podrían o no terminar siendo singles de pleno derecho.

La votación la ganó ‘Dark Horse’, que fue publicada un 17 de septiembre, un mes antes del lanzamiento del álbum, dejando a ‘Walking On Air’ el slot del 30 del mismo mes, en un sandwich de lanzamientos entre el lead, el promo anterior y el siguiente ‘Unconditionally‘, lanzado días después. ‘Dark Horse’, obviamente, terminó como tercer single y el mayor hit de aquel trabajo.

Las cosas así, lo de ‘Walking On Air’ acabó en mera anécdota y tampoco existía ya una insistencia por parte del público para que esta viera la luz como single: había album tracks a explorar y el disco contaba ya con dos smashes en su catálogo.

¿Por qué single debió cambiarse?

Claramente por ‘This Is How We Do’. Podríamos haber elegido ‘Birthday‘, pero con el impacto de ‘Dark Horse‘, tampoco estaba de más un single más relajado que sirviera de puente entre hit y hit. Pero ese hit debió haber sido ‘Walking On Air’ y no la insulsa última opción de ‘Prism‘.

This Is How We Do’ era una propuesta lineal y previsible que tampoco ganó enteros con su remix junto a Riff Raff (?) y ahí se quedó ‘Walking‘, anunciando el pop venidero, con su entusiasmo dance y su estribillo tipo himno. Una pena.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Contact Us

Magazine Html