Y pensábamos que el principal problema que tenía Maluma con el Mundial de Fútbol era el de haberse levantado indignado de una entrevista tras ser preguntado por los Derechos Humanos. «¿Derechos Humanos? No los conozco, ¿suena parecido a Arde Bogotá? Esos sí me gustan». Pues no, amigos, el principal problema de Maluma con el Mundial resultó no ser ese.

El principal es que se ha marcado un épico bodrio para ponerle banda sonora. La verdad, tal y como la situación merece. ¿Y quién iba a meterse en semejante ajo, considerando la polémica que rodea a todo el evento? Efectivamente, Nicki Minaj, que en los últimos años no es que se aferre a cualquier posibilidad de titular como un clavo ardiendo, es que si es necesario acude ella a algún país a ahorcar a alguien por no saberse la letra completa de ‘Super Bass‘. Si le prometen un post de medio párrafo en Billboard. Si no, no. Y mientras lo hace, Maluma estaría con la cerveza alrededor gritando sus «lo, lo, lo»s.

Sinceramente, ‘Tukoh Taka‘ no es mucho mejor que la situación que acabamos de narraros. Nos jugamos el cuello que para cuando el tema vaya por la mitad, habéis abierto todos la ventana del salón con la esperanza de que un puñado de palomas entren, os caguen encima y os dejen sordas y ciegas.

La producción, la letra y la melodía es exactamente lo que el Mundial de este año merecía: la más absoluta nada. Pero en plan cargante, porque this is fútbol we’re talking about. Al lado de eso, ‘Toke‘ nos parece el ‘Let It Be’ español.

El vídeo de Maluma, Nicki Minaj y Myriam Fares consiste, como es habitual, es un chroma, arena y mucha referencia hooliganera. Espero que al menos les hayan pagado bien a los tres para cargar con el peso muerto de este lanzamiento en su curriculum.

Al menos, de primeras, el público no ha pasado por el aro: la canción ha hecho poco más de 800k escuchas globales el primer día, fuera del top200 de Spotify. Sólo es top40 en media docena de países árabes y su impacto en el mercado latino, el segundo más obvio del lanzamiento (incluso Nicki rapea en español) ha sido: ninguno. No ha asomado la cabeza al top200 de absolutamente ningún rincón de Latinoamérica.


Será tu rollo si: Eres Boris Yeltsin y, has pasado varios días completamente pedo y sigues en el mismo estado cuando has escuchado la canción.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Contact Us

Magazine Html