Música

Soge Culebra, entre Marina Abramović y Remedios Amaya para el vídeo de ‘7 Lágrimas’

Soge Culebra, entre Marina Abramović y Remedios Amaya para el vídeo de ‘7 Lágrimas’

Qué raro es que un proyecto en la industria que contenga el número 7 salga mal, ¿verdad? Tenemos como ejemplo a S Club 7, que mayor fantasía que esa ya nos diréis; los ‘7 Pétalos’ de Chenoa, himno de cualquier novia con problema de gestión emocional; ‘7 Days’ y ‘7 Rings’ de Craig David y Ariana Grande, ‘Map Of The Soul: 7‘, de BTS, para toda la gente pesada; e incluso es el título del EP debut de Lil Nas X. Que sí, que también hay un disco de David Guetta llamado así, pero no vengáis aquí a jodernos el chiringuito.

Toda esta entradilla sirve para confirmar que si algo lleva el 7, tiene una altísima probabilidad de gustarnos. Y en lo nuevo de Soge Culebra lo hay. Y no hay rastro alguno de David Guetta. ¿Veis? Todo ventajas. De lo que sí hay en el tema es mucho gusto por este neo-R&B que nos estamos marcando en España, también el nombre de Garabatto tras la producción (Nil Moliner, GOMZ, ‘OT 2018’…), y como ya es tradición entre las nuevas caras del pop patrio, una buena ración de aesthetics en su vídeo oficial.


podéis escuchar este y otro puñado de hits en nuestro a-list de spotify


Bueno, nuevas caras: en realidad, Soge Culebra lleva ya en activo unos años, y con notable éxito: su dúo con Beret (jesús…) tiene más de 14 millones de escuchas en Spotify y una media docena de canciones superan la barrera de los 5 millones. Unas cifras que harían las delicias de más de un nombre mainstream ahora mismo.

Volviendo a ‘7 Lágrimas’ su nuevo single, Soge se aleja de las influencias más hip-hop de su debut y sigue acercándose a los urbanos más chic, refinando su sonido y vistíendolo de más influencia reggaetón y R&B, mientras dos señores hacen tai-chi en un bosque -a punto de vendernos la bufanda mágica y explicarnos la posición de la rebequita con pompón- y luego pasean en barca, que a la deriva los lleva. Y en plena noche, sin remos ni nada. Claro, así acaba él llorando purpurina en sus planos. Esa gente no ha acabado bien. Esa gente no ha tenido una puerta flotante sobre la que debatir si cabían o no los dos en mitad del mar.

Es triste, pero también es fantasía, que lleva el 7. ¿Lo veis?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Contact Us

Magazine Html