A Haim les ha costado publicar su nuevo single, ‘Lost Track’, algo más de un año. No porque lo tuvieran grabado y guardado en un cajón, es que tenían la línea central del estribillo escrita pero no tenían ni idea de cómo encajarla en una canción en condiciones. Vamos, que sí, toda esta vuelta para deciros que la tenían en un cajón. Sólo que inacabada.

Hasta que llegó Paul Thomas Anderson a hacer las fotos de Alana Haim para la revista W y allí les dio una idea. Un libro, una escena en la que una señora lanza una copa a alguien en la cara -very Indhira of hers- y una situación incómoda de la que escapar que les terminó sirviendo de inspiración para terminar la canción. Y he aquí ‘Lost Track’.


 podéis escuchar este y otro puñado de hits en nuestro playlist de spotify


El tema ya se había presentado en los primeros pases de ‘Licorice Pizza’, la última película de Anderson en la que es protagonista Alana, de modo que el círculo quedó completamente cerrado. Más aún ahora que se ha estrenado el vídeo oficial del tema, que también continúa con el hilo conductor que inspiró la canción originalmente.

En él, podemos ver no a Alana sino a Danielle, estando hasta la pepitilla de una fiesta de señoritas inspiración años 50. O directamente en ellos, no sabríamos deciros, porque lo mismo es un carnaval elaboradísimo que un bautizo de una familia americana de Ohio. El caso es que Danielle se pasea por las estancias del vídeo saliéndose de la norma, hasta el kibi de estar allí, hasta que decide prenderle fuego a una mesa mientras todos la ignoran.

Incluyendo sus hermanas, que en el vídeo tienen papeles de extra pero se las puede ver acompañando al resto de protagonistas de la quedada chic.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Contact Us

Magazine Html